Helado de moras con tulipas de galleta

Ya estamos en setiembre… Llega la vuelta “al cole” (para los que han tenido vacaciones, porque yo todavía no las he cogido...), los días se hacen más cortos… Pero este mes tiene también sus cosas buenas, como las moras, que comienzan a llenar las zarzas y son geniales para un montón de postres ricos. Ayer fui a coger con idea de hacer mermelada, pero todavía es un poco pronto y estaban muy rojitas todavía. Aún así, rebuscando entre las matas he encontrado un buen puñado (pero pocas para hacer mermelada, porque cuando me pongo me gusta hacer por lo meno un par de botes…) y he pensado hacer un buenísimo helado con ellas.  Le dan un sabor muy dulce y mucho color, además se hace muy rápido y en el congelador se nos mantiene perfectamente para consumirlo cuando nos apetezca (aunque no creo que os dure mucho, con lo bueno que está…). Hoy lo servimos con una tulipa de galleta, así que tenemos dos recetas por el precio de una. Empezamos con los ingredientes para el helado.
  • Medio litro de nata
  • 250 gramos de moras
  • 120 gramos de azúcar
  • Medio vaso de leche
  • Unas gotas de zumo de naranja
  • Unas gotas de zumo de limón
Uno de los requisitos imprescindibless para lograr un helado muy cremoso sin usar heladera es que los ingredientes estén muy muy fríos para favorecer el proceso de congelación. Por eso, comenzamos lavando bien las moras e introduciéndolas en el congelador como mínimo dos horas antes de preparar nuestro helado. En este momento metemos también al congelador el recipiente en el que vamos a hacer el helado. Conviene que sea de metal, o en su defecto de cristal, ya que estos materiales transmiten mucho mejor el frío y van a ayudar a que el helado coja consistencia más rápido.

 Cuando las moras estén congeladas, las ponemos en el vaso de la batidora y las trituramos hasta hacer un puré. Añadimos los zumos de limón y naranja, el azúcar y la leche, y batimos hasta que esté todo bien integrado. Reservamos en el congelador.

En un bol aparte, ponemos la nata (que tiene que estar bien fría, algo imprescindible siempre a la hora de trabajar con nata) y la montamos con ayuda de las varillas eléctricas. Cuando esté a punto de nieve, la pasamos al recipiente en el que vamos a congelar nuestro helado (que hemos guardado previamente en el congelador). Añadimos el puré de moras a la nata y batimos todo durante dos minutos con las varillas para que se  integre todo.  Tapamos con papel film y  llevamos al congelador. A mi me gusta que en el helado se noten trocitos pequeños de fruta, pero si  preferís que no tenga, pasad el batido de moras por un cedazo antes de añadirlo a la nata.

Cuando hayan pasado 45 minutos, lo sacamos y lo volvemos a batir para romper los cristales de hielo que se forman en el helado al congelarse. Tapamos de nuevo con el papel film y lo metemos otra vez al congelador. Esta operación conviene repetirla todas las veces que sea posible hasta que el helado se congele para que nos quede bien cremoso.  


Receta más sencilla imposible, y es de las de impresionar. Podéis servirlo tal cual en un tazón o copa o preparar unas tulipas de galleta como éstas, una receta muy rica que he encontrado en el blog Golosolandia. Os explico cómo hacerlas para  que triunféis a tope. Ingredientes para las tulipas.
  • 3 claras de huevo
  • 100 gramos de mantequilla en pomada
  • 100 gramos de azúcar glass
  • 100 gramos de harina
Ponemos en un bol la mantequilla a temperatura ambiente junto con el azúcar y batimos hasta que la mezcla blanquee. Añadimos las claras de huevo e integramos todo bien. Tamizamos la harina y la ponemos junto con el resto de ingredientes y mezclamos hasta que nos quede una masa homogénea.

Precalentamos el horno (180 grados con calor arriba y abajo) y preparamos una bandeja con papel sulfurizado. Con ayuda de una cuchara, vamos haciendo círculos de masa de poco grosor y de unos 10 centímetros de diámetro. Metemos al horno a media altura y esperamos a que se doren un poco por los bordes (unos 8 minutos aproximadamente). Sacamos del horno y ahora tenemos que trabajar con rapidez para hacer la  forma característica de las tulipas: ponemos unos vasos bocabajo y colocamos sobre ellos las tulipas empujando los bordes hacia abajo (poned otro vaso encima para que mantenga la forma). Es importante que no pongáis más de cuatro a la vez porque enseguida se enfrían y ya no podemos darles forma. Si alguna se os endurece antes de darle manipularla, introducidla de nuevo unos segundos al horno.


Son unas galletas muy ricas, super crujientes y combinan perfectamente con helados, pero podéis usarlas para infinidad de postres: tulipas de nata con fresas, tulipas de mousse de chocolate, o simplemente para acompañar una macedonia de frutas… lo que se os ocurra.


Espero que os hayan gustado estas dos recetas y que me dejéis un comentario con vuestra opinión. ¡Gracias!

Comentarios

  1. Qué maravilla! Y tiene un color espectacular. Me apunto la receta porque seguro que cae!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hazlo, vas a ver qué bueno està! Y el color en vivo mucho más bonito...

      Eliminar
  2. jejejeMe encanta :D da gusto que te copien si es para un resultado asi !:D enhorabuena, para cualquier cosa ya sabes donde estamos un saludo y a disfrutar!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te haya gustado. Seguro que copiaré alguna receta más, tienes un blog muy chulo!
      Un saludo,
      Elena

      Eliminar
  3. Este helado esta de muerte! jejejeje
    el color hermoso y me imagino el sabor super rico !!!!
    Proyecto Pastelito

    ResponderEliminar
  4. Gracias Wendy Rayde! La verdad es que es super vistoso y está de vicio!!

    ResponderEliminar
  5. En el caso de usar heladera ¿Hay que congelar también las moras?
    besos,

    ResponderEliminar
  6. Hola Carmen,
    en un principio con la heladera no es necesario que las moras estén congeladas, pero al menos si bien frías para que al meterlas en la cubeta congelada el proceso de congelación sea más rápido.

    Espero haberte resuelto las dudas! Un beso

    ResponderEliminar
  7. Lo quiero todo Mami, l quiero todo papi (es una cancion jiji) madremia y casi me la pierdo esta pedazo de receta con lo que me gustan a mi los helados!! hummmque ricos estan Elena de 10 te ha quedado de 10 y esas tulipas que pintaaaaaaaaaaaa!! ya si les pones almendritas por encima te mueres de gustito!! hummm que rico a ver si me lo llevo de viaje
    Un besete
    Milicocinillas

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por visitar Miss Pimienta y dedicar un minuto a dejar tu comentario. Si tienes alguna duda o sugerencia, no dudes en ponerte en contacto conmigo.