Alitas de pollo al horno con salsa barbacoa.

ALITAS DE POLLO AL HORNO CON SALSA BARBACOA ¡Un Aperitivo Rico y Fácil!

A mi el figerfood (vamos, lo que viene siendo el comer con las manos de toda la vida de Dios) me encanta. Disfrutar llevandote la comida a la boca y después rechupetearte los dedos para no dejar ni las migas es maravilloso. No me digáis que no: ¿no os sabe mucho mejor una croqueta con las manos que con el tenedor? ¡Yo la saboreo mucho más!


Y hoy os traigo una receta de fingerfood deliciosa: unas alitas de pollo al horno con salsa barbacoa casera. ¡Una auténtica delicia! Además es una receta que se hace practicamente sola y, si optáis a usar una salsa BBQ casera como es mi caso, es una receta mucho más ligera. Vamos a acompañar estas riquiiiisimas alitas con unas patatas y con la salsa de queso Roquefort Ybarra que llegó en la caja Degusta Box de este mes (podéis ver todos los productos de la caja aquí). Esta salsa es el contrapunto ideal para las alitas, la combinación es ideal.

Seguro que a estas alturas ya sabéis qué es la Degusta Box, aunque os lo explico en medio pis pas: es una caja sorpresa que te llega a casa con productos novedosos y diferentes de primeras marcas. El precio de mercado de los productos ronda los 25€ y la caja sólo os costará 15,99€ (con el envío incluido). Y si usáis mi código promocional U9U7P vuestra primera caja Degustabox os costará solamente 7,99€. ¡Aprovechad la oportunidad pinchando aquí! Y como siempre, os he grabado la receta en vídeo para mi canal de YouTube, ¡pasaos a verlo! No me enrollo más: os digo los ingredientes y nos ponemos a cocinar.

ALITAS DE POLLO AL HORNO CON SALSA BARBACOA ¡Un Aperitivo Rico y Fácil!

  • Medio kilo de alitas de pollo (5-6 unidades)
  • 150 ml de salsa BBQ casera (tenéis aquí la receta)
  • Una patata grande
  • 1-2 dientes de ajo
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva

ALITAS DE POLLO AL HORNO CON SALSA BARBACOA ¡Un Aperitivo Rico y Fácil!

Ponemos las alitas de pollo en un bol. Yo las tengo ya cortadas: podemos comprarlas así o comprar las alitas enteras y trocearlas en casa (os dejo en este vídeo la explicación de cómo hacerlo). En este caso, la parte final de la alita, que apenas tiene carne, no la usaremos.

Echamos la salsa barbacoa sobre las alitas y mezclamos bien. Si tenemos tiempo, tapamos con papel film en bol y dejamos reposar en la nevera las alitas con la salsa unas horas o incluso desde el día anterior. Pero si no tenéis tiempo, no pasa nada, podéis cocinarlas directamente.

Cuando vayamos a cocinar las alitas, picamos uno o dos dientes de ajo finamente y lo mezclamos con tres cucharadas de aceite de oliva. Después, cortamos la patata en rodajas finitas, intentando que tengan el mismo grosor. Yo la voy a poner con piel, así que previamente la he lavado muy bien, pero si preferís cocinarla pelada, no hay ningún problema.

ALITAS DE POLLO AL HORNO CON SALSA BARBACOA ¡Un Aperitivo Rico y Fácil!

A continuación, con una brocha de cocina pintamos con el aceite de ajo el fondo de una fuente o bandeja apta para horno. Después, disponemos las rodajas de patatas bien colocaditas. Pintamos con un poco más de aceite de ajo las patatas y después, les echamos sal y pimienta al gusto.

Ponemos sobre las patatas las alitas de pollo adobadas con la salsa barbacoa. Después, las pintamos por encima con la salsa sobrante del bol. Metemos la bandeja al horno, que tendremos precalentado a 200 grados con calor arriba y abajo, y horneamos durante 40 minutos. En ese tiempo las alitas quedarán bien hechas y la salsa se caramelizará un poco.

Servimos con un poco de perejil o cebollino picado por encima y si os apetece, podéis poner también unas semillas de sésamo. Y para dar un contrapunto de sabor, podemos acompañarlas de alguna salsa como la de queso Roquefort. Os aseguro que os vais a chupar los dedos. ¡Que aproveche!

ALITAS DE POLLO AL HORNO CON SALSA BARBACOA ¡Un Aperitivo Rico y Fácil!

Algunos consejos:
  • La salsa barbacoa casera es muy fácil de hacer y es mucho más sana que las comerciales. Además, permite que la adaptemos a nuestro gusto. Pero si no os apetece hacerla, usad la salsa BBQ de bote que más os guste.
  • Yo he cocinado esta cantidad de alitas porque somos dos en casa, pero podéis variar el número de alitas (y poner más patata) en función del número de comensales que seáis.
  • Si  os apetece que las alitas tengan un punto picante, podéis añadir a la salsa barbacoa unas gotas de tabasco o de alguna otra salsa picante, un poco de guindilla o pimentón. 

ALITAS DE POLLO AL HORNO CON SALSA BARBACOA ¡Un Aperitivo Rico y Fácil!

Las alitas quedan muy jugosas y tiernas, y con un sabor increíble. Además, las patatas son el acompañamiento ideal. Si os animáis a prepararlas, mandadme una foto para que pueda verlo ricas que os quedan, me hace mucha ilusión que preparéis la recetas del blog. Por último, os recuerdo que podéis seguir el blog en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube, tenéis los enlaces justo aquí mismo a la derecha. ¡Hasta la próxima receta!

Comentarios