Tipos de pimienta y cómo molerla

Tipos de pimienta y cómo molerla

Las especias son un básico en mi vida. Con mi nombre "artístico", como os imaginaréis, no podía ser de otra manera: la sal es necesaria, pero hay multitud de especias más que nos ayudan a dar un montonazo de sabor a nuestras recetas y a nuestros platos. Y sin duda, la más popular y las más usada por todos nosotros es la pimienta. A mí me rechifla y no sé vivir sin ella (de ahí lo de Miss Pimienta, ¿u os pensabais que el nombre lo escogí por casualidad?).

Tipos de pimienta

La más común en nuestras casas es la pimienta negra, pero hay multitud de tipos diferentes de pimientas que aportan diferentes matices y sabores a cada elaboración. Pimienta negra, pimienta blanca, pimienta de Sichuan, pimienta cayena, pimienta dulce, pimienta rosa... Vamos a ver un poco las características de cada una de ellas y después profundizaremos en cómo escoger un molinillo de pimienta que se adapte a nuestras necesidades.

Pimienta negra, pimienta blanca y pimienta verde

En los tres casos hablamos de las bayas producidas por el árbol tropical Piper nigrum L. La pimienta verde son las bayas recogidas sin madurar, la negra se recolecta al inicio de la maduración y se seca al sol durante una semana y la pimienta blanca son las mismas bayas recogidas una vez maduradas y a las cuales se somete a un proceso de secado para quitar la cubierta exterior que las recubre.

Y no sólo tienen diferentes colores, si no que aportan diferentes sabores y diferentes matices. La pimienta verde tiene un sabor refrescante y menos picante; la negra es muy aromática y tiene un picante más potente y la blanca tiene un sabor más refinado y sutil.


Tipos de pimienta y cómo molerla


Otros tipos de pimienta

En el mercado existen otros productos que se comercializan bajo el nombre de "pimienta" aunque realmente no lo son. Adquieren ese nombre ya que, aunque son bayas de diferentes plantas, tanto por apariencia como por sabor o aroma recuerdan a la auténtica pimienta. Voy a enseñaros algunas de las más comunes.

Pimienta de Jamaica

También conocida como pimienta dulce, es el fruto del árbol tropical pimienta doica, originario de Centroamérica, Antillas y sur de México. No contiene piperina asi que, a diferencia de la pimienta común, no es picante. Sin embargo, es muy aromática y aporta mucho sabor y frescor a los platos, sin resultar invasiva. En inglés se le conoce como allspice  y en francés quatre-épices, ya que tiene un aroma y un sabor que recuerda a un mix de varias especias diferentes (canela, clavo, nuez moscada y jengibre).

Pimienta de Sichuan

Originaria de la región china que le da el nombre, proviene de la planta Anthoxylum piperitum. Tiene un sabor cítrico (recuerda ligeramente al limón) y es muy utilizada en todo Asia. Además esta pimienta tiene una peculiaridad: tiene propiedades anestésicas que hacen que, al morderla, notemos una especie de corriente eléctrica en la lengua y que la boca se nos quede un poco adormecida. ¿la habéis probado alguna vez? ¡Es una sensación muy curiosa!

Pimienta cayena

También conocida como pimienta roja, ají o chile. De nuevo, a pesar del nombre, no se trata de una baya de pimienta propiamente dicha: se trata de un tipo de pimiento rojo que destaca por su sabor picante. Se consume generalmente molida, tras haberse dejado secar y, para mí, amante del picante, es otro básico en mi cocina.

Pimienta rosa

Proviene de la planta Schinus Molle, de origen peruano. Tiene un sabor muy frutal (a mi personalmente me aporta cierto sabor a frutos rojos dulces, de hecho me guata ponerla en mermeladas e incluso macedonias de fruta) y es muy fresca y con un picor muy muy sutil, perfectamente tolerable para todos los paladares. 


Tipos de pimienta y cómo molerla

Cómo moler pimienta

Sea cual la sea la variedad de pimienta o "pimienta" que vayamos a usar en nuestros platos, lo más importante es molerla al instante. Sólo de esta manera aprovecharemos completamente todo su sabor y todo su aroma. Una vez molida, la pimienta empieza a oxidarse y pierde aroma y sabor rápidamente, así que lo ideal es tenerla en grano y molerla justo cuando queramos incluirla en el plato. 

Moler pimienta sin molinillo

Antes de la existencia de los molinillos de pimienta o pimenteros, esta especia se molía a mano con ayuda de un mortero o almirez. Se puede seguir haciendo, pero es una tarea un poco tediosa y hablando de un ingrediente tan común y tan usado como es la pimienta, lo ideal es escoger un molinillo de pimienta que se adapte a nuestras necesidades.

Moler pimienta con triturador o molinillo de pimienta

Un molinillo de pimienta facilita la tarea de moler la pimienta y es más rápido. Se trata de un utensilio sencillo. La parte principal es un recipiente que contiene los granos de pimienta enteros y va unido a una manivela superior que, cuando se gira, hace que los granos de pimienta se coloquen sobre una fresa que tritura la especia al momento. 


Tipos de pimienta y cómo molerla

Hay molinillos de pimienta adecuados para cada hogar, las posibilidades son múltiples. Pueden ser manuales o eléctricos, de madera o de acero inoxidable, ajustables o no (es decir, que nos permitan adaptar el tamaño del grano de pimienta molida), de diferentes tamaño o con un diseño clásico o moderno. Ya veis que la variedad de molinillos entre los que escoger es enorme... ¡casi tanto como el número de pimientas diferentes existentes en el mercado!

Comentarios

  1. Me gusta mucho la idea del molinillo

    ResponderEliminar
  2. Me ha gustado mucho el artículo me ha parecido muy interesante sobre todo lo de la pimenta de Jamaica que no la conocía.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por visitar Miss Pimienta y dedicar un minuto a dejar tu comentario. Si tienes alguna duda o sugerencia, no dudes en ponerte en contacto conmigo.